4. Características DM

A continuacón se exponen las características generales (cognitivas, lingüísiticas, personalidad y del aprendizaje) de las personas con discapacidad psíquica; sin embargo hemos de tener en cuenta que cada persona es única, con sus propias características y peculiaridades, y no se debe generalizar.

4.1. Características del funcionamiento cognitivo

La característica definitoria de las personas con RM es el déficit cognitivo reflejado en un funcionamiento intelectual inferior y limitaciones en la conducta adaptativa.
Debido a las diferentes causas que provocan RM es difícil establecer de forma concisa las características cognitivas de las personas RM, pero de forma general las dificultades se concentran en:

  • Desequilibrio en la estructuración e integración de estímulos sensoriales. Este aspecto estaría relacionado con la atención y percepción de estímulos.
  • Alteraciones en ciertas formas de razonamiento mental como: comprensión simbólica, captación de relaciones espacio-tiempo, elaboración de pensamiento abstracto.

a) Atención.

En general, las personas con discapacidad intelectual presentan:

  • Déficit atencional, mostrando dificultades en atender al estímulo relevante en tareas de discriminación.
  • Menor amplitud atencional, menor número de dimensiones que puede procesar en una actividad (por ejemplo dime cuáles son verdes, de forma circular y de mayor tamaño).

b) Memoria.

En general las personas con discapacidad intelectual manifiestan:

  • Déficit en memoria a corto plazo y memoria a largo plazo.
  • Principalmente debido al uso inadecuado o no utilización de estrategias de recuerdo.
  • Las personas con retraso mental no utilizan espontáneamente estrategias de repetición, organización y elaboración (mejoran con entrenamiento).
  • La utilización espontánea de estrategias de memoria varía en función de la edad. Concretamente la proporción creció de un 19 a un 31 por ciento entre las edades de 15 a 18 años (Molina, 1994).

c) Razonamiento y resolución de problemas

Las personas con discapacidad intelectual manifiestan:

  • Dificultades en la solución de problemas. Falta de planificación y ausencia de uso espontáneo de estrategias para la solución de problemas. Se ha observado que aún con el entrenamiento en este proceso aparecen dificultades para discriminar entre información relevante e irrelevante  a la hora de analizar un problema.
  • Dificultades para abstraer, representar hechos mentalmente. Tipo de Pensamiento: CONCRETO.

d) Metacognición (conocer lo que conozco y cómo lo conozco).

Dificultades metacognitivas, sobre todo en la generalización de estrategias a nuevas situaciones de aprendizaje u otras tareas.
Comprenden las estrategias utilizadas en una tarea específica pero aparecen dificultades a la hora de generalizar a tareas similares. Importante: enseñar no sólo a utilizar la estrategia, también dónde utilizarlas y en qué momento, para que puedan adquirir patrones que puedan utilizar y aplicar en contextos diferentes (Sánchez, 1996).

4.2. Aspectos del desarrollo lingüístico.

Los expertos en el estudio de las personas con discapacidad intelectual reconocen que uno de los síntomas comunes es la existencia de dificultades del lenguaje, que aparecen en 2 de cada 3 personas con discapacidad intelectual.
El desarrollo del lenguaje en los niños con discapacidad intelectual se encuentra globalmente afectado, además el desarrollo del lenguaje está relacionado con el nivel de discapacidad intelectual. De forma que a mayor nivel de discapacidad intelectual mayores dificultades para adquirir un vocabulario y construir expresiones que amplíen el horizonte comunicativo (González-Pérez, 2003).
Desarrollo del lenguaje en relación con el nivel de discapacidad intelectual

EDAD (años)

NIVEL DE DISCAPACIDAD INTELECTUAL

Leve

Moderada Grave

Profunda

3

nombres 4 a 6 palabras 1 a 2 palabras Ninguna

6

300 palabras nombres 4 a 6 palabras 1 a 2 palabras
9 oraciones 300 palabras Nombres y frases

4 a 6 palabras y gestos

12

conversación oraciones 300 palabras

Frases

15 conversación conversación oraciones

Más de 300 palabras

Fuente: González-Pérez (2003), adaptado de Carrow-Woolfolk y Lynch (1982).

En las personas con discapacidad intelectual aparecen desórdenes de locución y desórdenes  de lenguaje.
Las razones que explican la frecuencia de los desórdenes de locución en los discapacitados intelectuales están relacionadas directamente con la edad mental baja que normalmente presentan. Todos los niños tienen problemas de articulación hasta los cuatro o cinco años y algunos de estos problemas persisten hasta que desaparecen espontáneamente. Por ello es lógico suponer que las personas con discapacidad intelectual presenten problemas aun siendo mayores en edad cronológica (González-Pérez, 2003).
Los desórdenes de lenguaje implican un conocimiento deficiente del lenguaje. Manifiestan incapacidad para el dominio de la sintaxis, vocabulario limitado y dificultades para usar correctamente el lenguaje. La explicación a las dificultades que presentan estas personas hay que buscarla en el bajo ritmo de su desarrollo que les impide adquirir lenguaje al mismo ritmo que las personas sin discapacidad intelectual. De acuerdo con la teoría del desarrollo de la adquisición del lenguaje expuesta por Lenneberg, las personas con discapacidad intelectual pasan por las mismas etapas y en el mismo orden que las personas con discapacidad (González-Pérez, 2003).

Las características del lenguaje más frecuentes en las personas con discapacidad intelectual son (Casado y Miras, 2001; González-Pérez, 2003):

  • Edad lingüística  inferior a la edad cronológica y menor que la edad mental.
  • El lenguaje aparece más tardíamente cuanto mayor es el grado de retraso.
  • Frecuentes errores articulatorios y alteraciones de palabras.
  • Expresión, su nivel es muy variable desde no presentan expresión verbal a una jerga difícil de entender por no familiares o normalizada. Se apoyan en gestos.
  • Vocabulario reducido, referido a vivencias, objetos y personas de su entorno más próximo.
  • El lenguaje es más concreto que el de personas sin discapacidad.
  • Presentan más problemas en el lenguaje expresivo que en el receptivo.
  • Organización sintáctica pobre, con escaso número de elementos (una palabra o varias palabras sin nexos).
  • Dificultades para establecer relaciones entre los distintos elementos de la oración.
  • Dificultades para asimilar las reglas gramaticales.
  • Insuficiente comprensión lingüística: Suelen basar la comprensión de mensajes en la melodía, la imagen, adivinación por el contexto…

4.3. Características de la personalidad.

a)  Alta expectativa de fracaso

  • Debido a la larga historia de enfrentamientos con tareas en las que obtienen resultados negativos.
  • Se culpan por no terminar tareas o de ejecutarlas mal (personas sin RM: atribuyen las causas a factores externos: mala suerte, profesor, era muy difícil…).

b) Autoconcepto bajo.

  • Tanto su autoconcepto real como el ideal es más bajo que en personas sin RM.
  • La autoimagen ideal de las personas con RM parece indicar que la etiqueta de “retrasado” lleva consigo la disminución de metas y aspiraciones.

c)   Motivación intrínseca reducida.

  • Menos sensibles al refuerzo intangible. Son más sensibles hacia refuerzos “materiales”.
  • Menos motivados por su competencia intrínseca. Las personas con RM no se sienten competentes , por ello están más desmotivados y  necesitan más refuerzo externo. Las personas sin RM se sienten motivadas intrínsecamente, sólo el hecho de utilizar sus propias capacidades es un hecho intrínsecamente reforzante (p.ej.: haces un problema de física y te sientes satisfecho).

d)    Indefensión aprendida elevada.

  • Implica la conciencia de no poder controlar los resultados junto con una falta de esfuerzo por ejercer el control. Como no puedo controlar los resultados no me esfuerzo.
  • Normalmente las personas con RM reciben un feedback negativo que provoca renuncia o abandono. De esta forma aumentan las experiencias de fracaso, que le inducen a pensar que por mucho que se esfuerce no va a servir de nada, con lo cuál no se esfuerza.
  • Cuando obtienen éxito lo atribuyen más a la suerte y cuando fracasan lo atribuyen a su baja capacidad.
  • Causas de la indefensión:
    • Feedback negativo.
    • Continuas exposiciones al fracaso.
    • Estereotipos o etiquetas de “retrasado mental”: pueden conducir al alumno a esperar el fracaso, rebajando su perseverancia en la tarea.

e)   Sobredependencia.

  • Más dependientes que no RM.
  • Motivación elevada a interactuar con adultos en los que encuentran refuerzo positivos.

f)  Respuestas inadecuadas provocadas por aislamiento y rechazo social.

  • Sumisión.
  • Agresividad.
  • Centrados en sí mismos.

g) Interacción social (podría ser otro apartado).

  • Facilidad para aprender habilidades sociales básicas.
  • Dificultad para desenvolverse en situaciones sociales complejas.
  • Dificultad para participar en actividades grupales, son seguidores y no líderes.
  • Parece que a mayor funcionamiento intelectual mayor interacción.
  • Dificultad para detectar el punto de vista de los demás.
  • Actualmente mayor desarrollo de habilidades sociales debido a (Troncoso, 1999): Mayor oportunidades de interacción gracias a la integración en distintos ámbitos y No institucionalización, no familias, no sobreprotección.

4.4. Características de aprendizaje de personas con RM.

  • Aprenden con menos rapidez que personas de su misma edad cronológica.
  • En estudios que comparan RM y no RM de igual EM se demuestra que los RM son igual de competentes en algunas tareas de aprendizaje (aprendizaje imitativo…).
  • Dificultades de aprendizaje en actividades que implican atención, memoria, razonamiento.. y mayor en actividades manipulativas.
  • Menor motivación hacia el éxito.
  • En general se benefician de programas educativos adecuados.
Comentarios desactivados
Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

%d personas les gusta esto: